sábado, 30 de septiembre de 2017

NO DESCONOCEN, SE HACEN...

Por Andrés Pascual

Lázaro Cárdenas “se apuntó” para ayudar a Fidel (no a Cuba), a derrotar a los “gringos” en Playa Girón, pero nunca se le escuchó un llamamiento continental similar para liberar a Cuba (ahora sí), cuando EL TIRANO SE LA HIPOTECÓ A UNA PRESENCIA CRIMINAL DIABÓLICA E INFERNAL con ropajes de ideología de “masas”, de idiosincrasia totalmente ajena a la región latinoamericana…

Recuerdo que la única diferencia entre Cuba y México antes de la tiranía de 1959 fue en el sector artístico, originada por un desacuerdo entre “asociaciones” con respecto a una actuación de Los Panchos que, poco después, se subsanó y el trío famoso logró presentarse en Cuba, sería 1948-49 (foto María Félix y Ofelia y Martin Fox en La Habana 1957)

A México le regalamos parte de nuestra música: el bolero, el danzón, el cha cha chá, el mambo… y fuimos el 50 % de la contribución a que el país al sur del Río Grande se incrustara en el espectro beisbolero regional con la exportación, por su decisión libre y soberana, de jugadores y managers nuestros desde que, a finales de los 20’s actuaron allá Alcibíades Palma, pitcher y Agustín Verde, manager; después, hasta 1975, fue una verdadera hemorragia de jugadores, managers, umpires o trainers cubanos.

Hoy los clubes mejicanos firman peloteros cuyos representantes son “autoridades políticas del Ministerio de Interior a cargo de Cubadeportes”, entidad carcelera del atleta nacional, que se quedarán con más del 70 % de lo que recibirá como pago.

Tanto considerábamos a Méjico entonces que el mercado cinematográfico nacional proyectaba igual cantidad de películas hechas en Churubusco que en Hollywood.

Aparentemente, la política mejicana tuvo una cara escondida con respecto a Cuba hasta 1959 ¿Por qué razón?

Porque el evidente y comprobado antiamericanismo mejicano entendió rápido que los valores nacionales patrios auténticos de la República de Cuba le eran más ajenos que la Isla sojuzgada, explotada y esclavizada por el comunismo internacional a través de la tiranía castrista; porque, a partir de 1960, fue Castro y no México el ícono antiamericano de los países del 3er mundo y hasta del 4to, que también los hay, entonces se auto-incluyó la tierra de Juárez en el grupo que, como respuesta-rechazo a la política contra “la agresión gringa de un pueblo hermano”, pero dispuesto a contribuir a cercenar la libertad de toda América Latina sirviéndole de puerta de entrada a la Unión Soviética en el continente, no solo  mantuvieron sus relaciones con la más despreciable dictadura moderna de América, sino gozaban cada capítulo de “la lucha desigual”, convertido en victoria forzada por el castrismo contra Estados Unidos, que realmente tuvo como único perdedor a un pueblo que, entre sus enemigos, ha podido contar a Méjico tanto en 1961 como hoy.

El cubano ama a Estados Unidos, lo respeta, lo defiende, porque ha sido su único aliado, que le ha dado albergue a los patriotas convertidos en exilio por sus ideas independentistas durante 54 años de oprobio y crimen en mi patria, o ¿Acaso existe en Méjico alguna política de protección y albergue para el cubano que huye de la barbarie o que es deportado de su país?

Todo el mundo sabe que a lo único que se ha podido llegar con Méjico es a la firma de un compromiso de deportación con la tiranía y de un solo lado, porque ningún mejicano pide asilo en Cuba, que ratifica la asquerosa e histórica alianza entre ese país y el castrocomunismo para regresar al infierno antillano a  cubanos que se jugaron la vida en el mar o a través de la selva centroamericana.

Méjico es otra oficina del temido organismo MININT en su extención CONTRAINTELIGENCIA, allí se mueven con total libertad agitadores, agentes del G-2, terroristas y espías castrocomunistas y fue en Ciudad Méjico, con ayuda de la policía federal capitalina, que agentes cubanos, a plena luz del día y con la anuencia del gobierno, detuvieron, secuestraron y trasladaron a Cuba a un ex viceministro que acusaron de espionaje, sancionado después en juicio sumario en La Habana a 25 años de prisión, individuo al que conocí durante mis años en el presidio político castrista y cuyo nombre es Enrique Martínez Carrillo.

Por esas razones es que no vemos, no podemos ver a Méjico ni como hermano ni como amigo los cubanos que somos libres y que deseamos lo que tal vez Méjico no quiera, para continuar disfrutando del mercado que se apoderaron por la pérdida del cubano, como el del tabaco, el del beisbol o el del azúcar.

Read more »


ENTRE LA ESTUPIDEZ Y EL “TITIRITISMO” (tomado de Nuevo Acción)

Por Andrés Pascual

En 1946 Arsenio ayudó a Alfredo “Chocolate” Armenteros de la forma como hacía con todos los reclutas que llegaban a las Estrellas: le compuso un número y se lo ofreció para que lo registrara, suficiente dinerito para la corbata, una leva y un par de zapatos, así nació ME PASÉ DE GUAÑO, de… Chocolate.

Déjeme hacer una aclaración: en la música bailable cubana hay dos “CHOCOLATES”, significativos en la historia del son y del son-guaguancó sobre todo. Los dos pertenecieron, incluso coincidieron, en el staff del Ciego Maravilloso.

Cuando Arsenio decidió emigrar y establecerse en Nueva York, por ambición, por celos profesionales, y por acusaciones de cohetería de uno contra otro, el trompetista comunista Félix Chapotín y el bongosero Félix “Chocolate” Bencomo se quedaron con un grupo de músicos fieles a uno u otro que no quisieron acompañar al hijo de Güira de Macurijes, entonces nacieron los conjuntos Chapotín y sus Estrellas y las Estrellas de Chocolate, con más éxito el del trompetista, porque logró “llevarse” al indesteñible del panteón nacional de la música cubana LUIS MARTÍNEZ GRIÑAN, “Lilí”, mucho más importante que tener a Cuní como cantante, pero, si tenía a ambos, ¡Figúrese…!

¿En qué se parece la historia que conté a la actitud de Yoani Sánchez? En que “su Arsenio” ideológico de grupo, mentor y maestro de esta farsante, le compuso su son para que lo registrara y todo el mundo cree que es una melodía auténtica de la cronista del barrio habanero.

En estos días la chica (estilo España, nada de muchacha) “se botó” de profesora de asuntos de los que ni sabe ni hace por entender, como analizar y proponer el fenómeno del castrismo tal resultado del acontecimiento democrático previo a 1959, dice que es… bueno, a pesar de que lo llama castrismo “fracasado”, fue, ni más ni menos, que UN PUNTO DE VISTA TOTALMENTE CASTRISTA de la realidad.

Sin embargo, al modo mío de verlo, esta laceración de la inteligencia es lo único que no ha fracasado de lo que se haya relacionado con el comunismo, que tampoco fracasó, sino que se multiplicó, mutó y ganó, debido a la inclinación por el liberalismo, hambre de poder de los comunistas bien protegidos del dedo acusador que aplasta al mundo de hoy.

La intención ganadora en todos lados, verificada inobjetablemente, que tiene como objetivo llegar y mantenerse en control absoluto de los pueblos, también tiene la receta comunista para hacerlo exitoso, por lo que el castrismo queda ahí, protegido por todos y de cualquiera “que ose…”, en carácter de Dios de pacotilla, digno de veneración y protección contra peligros en disímiles circunstancias o teatros.

Y ¿Cómo se protege a la tiranía castrista? Impidiendo que se le bloquee internacionalmente en sus relaciones “diplomáticas”, ayudándola para que se mantenga de una y mil formas, abiertas o encubiertas, para que nunca se produzca la explosión social, poco posible por el control sobre el Ejército y el MININT del régimen, soportes que no son nacidos “en la República”, sino propiedad exclusiva del castrismo, que los creó y los mantiene con “su gente” desde 1953.

La última “declaración universal abierta procastrista” fue la recurrente votación por la integración “de silla” de esa tiranía en la COMISIÓN DE DERECHOS HUMANOS del desprestigiado organismo inquilino de la alcaldía de Nueva York.

En estos días, por los comentarios de la “pasante” del curso eterno de oportunismo que cunde a estos nuevos luchadores contra la libertad de CUBA de que “no es contrarrevolucionaria” ni “su periódico” tendrá una posición patriótica, muy acorde con su personalidad de mercenaria, pues, muy lógico, comienzan a levantarse algunas voces, pocas, porque otras, que han seguido el caso desde hace 54 años, ya no se ocupan del problema a diario porque no ven posibilidades de revertir lo hecho ni lo que vendrá, considerando incluso que la denuncia, a estas alturas, es por gusto, porque todo el mundo sabe lo que amerita conocer desde mucho tiempo atrás y ¿Qué? Entonces señalan hacia quienes apoyaron, apoyan y apoyarán a Yoani, porque también dijo que “nada le gustaría más que escribir para el Granma”.

Vale la pena decir que la cacería de lo que diga Yoani a fin de levantarse triunfal sobre la meta con el tan manoseado “se los dije primero”, aspiración al reconocimiento de “brujo acreditado de la política cubana” es inoperante, porque a esta zorra, que explota su aparente condición frágil con la intención de buscar consenso internacional de “lástima” por su parecido con la Madre Teresa y por las simpatías por el castrismo de ambas, una abierta, la Santa y otra medio hasta que…, la candombera del Nuevo Vedado, que ha contado con sus arriesgados en varios lugares, pues esa persecución del supuesto gazapo que se le escapó a la ahijada de Montaner, de Saladrigas y de la tiranía, es plato fijo en el menú que le prepararon por siempre jamás, por lo que no se le "fue", sino que "lo soltó" a propósito.

Si algo demuestra Yoani desde la trinchera que le rentan, intercambio de mutuo beneficio, es poco miedo, diría que ninguno, para expresar su compromiso, conclusión a la que llega no porque sea torpe y estúpida, incapaz de olfatear que en el exilio está descubierta y rechazada, sino por taimada.

 Hay que regresar al principio, el exilio de hoy es exiguo y sin ningún poder, incluso con “personalidades” antaño supuestamente indispensables  abandonándolo en estampida por lo mismo que Yoani cierra filas con comunistas y socialistas: BILLETES, INTERESES PURAMENTE PERSONALES que todo el mundo sabe quiénes son.

El detalle está en que nada de lo que diga o proponga la bloguera es de su propiedad, porque esta “señoronuza” no es auténtica, sino un títere de los que tiene detrás… como que no es contrarrevolucionaria, pues ninguno de sus consortes lo son aunque aparenten lo contrario.

Posiblemente Carlos Alberto entregue hasta a Gina en sacrificio por poder escribir en el libelo castrista también.

Con estos elementos a mano, nadie debe creer que los simpatizantes del nombre ficticio tras una figura endeble de mujer fea con pelo largo se vayan a sorprender por lo que, poco a poco, el grupo de atención a la “licenciada” en el exterior vaya descubriendo para lograr mayor apoyo (in crescendo) donde lo buscan: en el Buró Político del PCC castrista y en la ex Casa Blanca del 4to ó 5to tipo más poderoso del mundo que, al paso que va, hasta Yoani tendrá más poder en 3 ó 4 meses que el terrorista presidente BO.

Read more »

ARTICULOS DESTACADOS POR EL LECTOR

Archivo del blog