viernes, 3 de octubre de 2014

THE NEW YORK TIMES VA AL GRANMA A "PROMOVER LA SOCIEDAD CIVIL"


Por Andrés Pascual

Las conversaciones en La Habana entre las FARC y el régimen castro-comunista de Juan Manuel Santos serán un fraude, pero nadie puede dudar de que estén resultándole de gran valor a la tiranía, una vez que, parece, el grupo criminal narco-guerrillero ha logrado influir a Raúl en una de sus formas legendarias de robar y enriquecerse: un preso es un rehén de la circunstancia, una mina de oro, por tal razón están pidiendo 55 millones por un canadiense que, viéndolo bien, por hijoeputa, por “relacionarse” como inversionista con esos bandoleros, deberían fusilarlo.

La noticia está aquí:

http://www.diariodecuba.com/cuba/1411662813_10557.html

Un americano obama-comunista invita a un tour para “disfrutar en vivo” juegos de la peor pelota del mundo: las series nacionales castristas, promete llevarte a Cruces, a la tumba de Martín, que ayudó a crear “la mejor pelota del mundo”, que dijo pestes contra el profesionalismo”, pero que, desde hace rato, el oficialismo lo enterró de verdad.

El viaje incluye conversaciones con “legendarios verdaderos del juego sucio”, de más prestigio para la Media comunista americana que Miñoso o que Camilo Pascual, como Lazo, que le vendió una camisa “grajienta” a un filipino por 700 dólares, cuando todavía el BEISBOL ORGANIZADO y la MEXICANA no habían reactivado el pacto de ayuda al castrismo, a través de la violación del embargo, “firmando a vejestorios”, o como Germán Mesa, informante del G-2, o como Padilla, Javier Méndez o Lourdes Gourriell, que todo el mundo sabe de qué han sido capaces.

Es una desverguenza, pero lo peor es OBAMA apoyando su “pueblo a pueblo” y haciéndose el desentendido con alguna frase, supuestamente anti-castrista contra “regímenes que no permiten la democracia”, cuyo objetivo es tratar de mantener a Joe García en el Congreso...por ahora.

A conocer cómo controlar la noticia sin salideros pudiera ser que vaya THE NEW YORK TIMES a La Habana; a iniciarse en los rituales del Culto de los Cortadores de Lenguas y a ayudar a desintegrar mentes de libre-pensamiento cuando se produzcan los acontecimientos que se esperan el día que Obama entienda, tal vez a eso.

La historia del diario contempla, capítulo los 50's hasta hoy, la forma cómo uno de sus elementos, Herbert Matthews (foto con Castro en la Sierra), diseño la carnada que un mundo sediento de cuentos fantasiosos sobre héroes y pillos mordió, sobre todo la bohemia político-intelectual europeo-americana, borracha de hechos y emociones quienes, por lo general, no han estado dispuestos a compartir activamente lo que les signifique material "de trabajo". Matthews hizo a Castro y le vendió un gángster asesino, sin escrúpulos ni piedad, a una parte del mundo que, posiblemente, merezca desaparecer por complicidad con lo peor de la humanidad.

El fenómeno Castro fue la forma como ese periódico comunista, encubierto en liberal manejó, para mal de Cuba y del resto de América, a un personaje que, en esencia y presencia, con intención más antiamericana que de culto a la libertad de prensa, no solo fabricaron, sino que lo han apoyado contra cualquier objeción en contra por digna que haya sido.

Si algo no debe dudarse es que a la tiranía castrocomunista nadie le pueden dictar “cursos” de cómo se liquida con éxito cualquier tipo de libertad; son maestros, la eficacia hecha represión y puesta en práctica de la única forma que existe: AL PRECIO QUE SEA y el crimen, el asesinato amparado en un código de justicia hecho al efecto, o las sanciones de privación de libertad contra argumentos que son parte del ejercicio ciudadano de su derecho, han sido los armas principales en el cumplimiento de esa “tarea ideológica”, llamada durante los últimos 20 años “batalla de ideas”.

Es una estupidez monumental considerar “TONTOS ÚTILES” a los americanos comunistas que apoyen cualquier posición castrocomunista; en primer lugar, son elementajos diseñados para destruir la libertad desde todos los ángulos, y son pícaros, vivos, timadores sin virginidad moral como los comunistas castristas; capaces de mentirle a la cara a cualquiera con la prueba que los niegue ante sus narices, porque los comunistas del mundo son engendrados sin verguenza y sin principios.

Con The New York Times estamos ante uno de los diarios más leídos del mundo, en defensa de todo lo que dañe a su propio país como fiscales de quienes se opongan a la política antiamericana que justifican.

Pocos diarios le dan ugual cobertura a la credibilidad fabricada de la tiranía castrista que TNYT, pocas ciudades de este país se pueden igualar a Nueva Yotk en política antiamericana, no es casual que ese sea el periódico que represente a la capital del mundo antiamericano.

Al Granma irá la comitiva de TNYT, “Si el Dpto del Tesoro aprueba el viaje”, a contribuir con formas novedosas de cómo asentar en la plana la información que encubra la violación de leyes como el embargo o las de Inmigración, “legisladas” para que Obama las imponga, puede decirse que esa visita tiene como objetivo ayudar a la “consolidación” del castrismo, a mantenerlos en el poder sobre la base de expandir en el pueblo americano la idea de que se están produciendo cambios en la Isla, propuestos y ejecutados por un hombre bueno que, debería saberlo todo el mundo, es, como su hermano, otro ladrón y asesino de Lesa Humanidad.

Para que el voto del americano promedio se vea influido también por quiénes apoyan al castrismo y quiénes se oponen en la política americana, el viejo cuento comunista de “los buenos, ellos, y los malos el resto del mundo”; a cumplir con esa política pàrtidista protegida por “el pueblo a pueblo” va una desprestigiada comisión del TNYT que, lo menos que les interesa, como a todos los “soportes” del castrismo, es el pueblo, a no ser que la UNEAC y ese tipo de organismos esbirros estén catalogados como tal en el novísimo diccionario obamista para comunicarse con lacra.

0 comentarios:

Publicar un comentario

ARTICULOS DESTACADOS POR EL LECTOR

Archivo del blog