domingo, 23 de agosto de 2020

EL BARCO DE LATAS Y EL FIN QUE JUSTIFICA LOS MEDIOS

La imagen puede contener: 4 personas, texto que dice "¿Llegó o no llegó el Latanic-Acorazado Potaje?"
Aunque se le atribuye a Maquiavelo la manida frase de "El Fin justifica los medios" , lo cierto es que también Napoleón la dijo en algún momento pero antes, en 1647 , en un Manual de Teología Moral, el autor Hermmann Busenbaum escribió : "cum finis est licitus, etiam media sunt licita".
Durante siglos este ha sido el mantra divino cuando hay que justificar la relación de una causa ideológico-política con el enemigo como para legitimarla y no pecar de hipócrita .
Ahora, en este microcosmos del nuevo liderazgo opositor light miamero no han encontrado mejor argumento que convertir el famoso barco con 5 contenedores de ayuda humanitaria recaudada en la acción más ilustre y salvadora de ese exilio de pan con croquetas para , según ellos, no solo burlar al castrismo sino para ayudar al pueblo cubano en su miseria.
El barco, dicen ellos ahora, que llegó al puerto de Mariel y que ese liderazgo de Cuba Decide que lo envió está haciendo gestiones con instituciones (castristas ) cubanas y organizaciones religiosas para que su contenido sea entregado a la población. ¿En serio?
Crealo o no, estos líderes mesiánicos y miserables continúan insultando la inteligencia de todos los cubanos exiliados al organizar un circo parecido al Síndrome de la Matrioska rusa. Una explicación inverosímil lleva a otra, a otra y a otra. Parece no tener fin. Pero en algún punto ya no habrá nada más que explicar porque la lógica siempre se agota cuando desde el principio no ha habido TRANSPARENCIA y mucho menos honestidad.
Enviar un barco de contenedores a Cuba desde EEUU no es tan fácil debido a la activación de varios acápites de la Ley Helms Burton . Así que esa travesía - de ser real- debe haber estado documentada hasta grados infernales y sobre todo "palabreada" con el oficialismo cubano para no pecar de sanciones impuestas por Washington.
Entonces, surge la duda que a estas alturas los liderzuelos influencers NO han podido explicar sin ambigüedades. Primero que La Iglesia Católica sería la encargada de recibir y distribuir. Bien... Llamamos a las oficinas y nadie sabe nada. Luego... que mediante Cáritas. Llamamos y nadie sabe nada e insinuan que ellos no trabajan de esa manera .
Entonces para no quedar en ridículo se dice que en realidad fue mediante el Consejo de Iglesias de Cuba. Si, la misma entidad que jamás ha ocultado su simpatía con el Régimen, que lloró la partida del Tirano y tantas otras ignominias . La misma que jamás se ha pronunciado contra las golpizas a las Damas de Blanco pese a ser hermanas en Cristo . La misma que hizo el mutis inmisericorde por el asesinato de tres negros cuyo pecado fue irse del país.
Hasta este punto de la desfachatez llegan estos personajes ruines . De una parte jugando con el hambre del cubano insular , a los que han llegado a convidar para que salgan a reclamar el laterio mientras que por otra hacen guiños de meretrices baratas hacia la tiranía.
No hay vergüenza. Y siguen en la fiesta del engaño porque tienen a miles de descerebrados que le siguen el rollo.
Nuestro Martí concibió la política como una categoría de la práctica, pero condicionada en sus fines por la Ética. El apóstol la concibe como una vocación de servicio al pueblo, como un sacrificio, con una correspondencia entre el decir y el hacer. Y es lo que NO hemos visto ni veremos.
Entonces solo me queda entender que estos papanatas de las redes además de miserables son los oportunistas políticos que piensan algún día ostentar el poder cuando el Castrismo lo decida.
Y no me vengan a decir que esto que escribo es el mismo lenguaje del castrismo para dividirnos. Pamplinas. Es la debilidad deshonesta que La Habana usa de excusa porque les sirve muy bien. La crítica objetiva que yo asumo me importa un carajo quien la reproduce. Porque eso NO cambia la inmoralidad de seguir lucrando con el dolor insular y de usar la patria como pedestal y no como Ara.
Despierta cubano. Basta ya.

Carlos Carballido

0 comentarios:

Publicar un comentario

ARTICULOS DESTACADOS POR EL LECTOR

Archivo del blog