jueves, 10 de septiembre de 2020

ELIECER AVILA O EL ARTE DE HACER DINERO CON LA POLITIQUERÍA


Desde la lucha contra la Corona Española, la recaudación de fondos para la independencia de Cuba es una práctica lícita que rara vez se cuestionaba. Sobrados son los ejemplos de patriotas que donaron sus fortunas para la causa y vivían casi rozando la pobreza solo por inspirar respeto y liderazgo con sus correligionarios.

En el exilio cubano contemporáneo , el financiamiento de organizaciones políticas supuestamente anticastristas, sea por la vía que sea, se ha convertido en la nueva forma de estafa de cuello blanco que ya ha superado la creatividad del fraude a la atención de salud subsidiada  (medicaid).

Podemos citar miles de ejemplos en estos 61 años de Tiranía pero el más reciente escándalo que  salió a la luz fue el de Eliecer Ávila, líder del Grupo Somos Más quien a pocos meses de haber obtenido su estancia legal en EEUU, ostenta un nivel de vida superior a la de cualquier emigrado. Y no ha Sido presisamente sudando la camisa sino haciendo politiquería barata. 

 Recientemente fueron exibidos documentos financieros de su organización que demuestran flujos de dineros, enriquecimiento personal y sobre todo un vínculo  a una  ONG un que NO oculta afinidad al gobierno de La Habana.

Hace unos tres años, Ávila decidió abandonar Cuba y establecerse en Miami, Florida y durante ese tiempo aseguraba NO ganar nada haciendo política en tanto mantenía en su discurso la opción socialista ( modo europeo) como posibilidad de cambio en Cuba tal y como lo denunció el periódico Nuevo Acción.

Ávila jamás ocultó su simpatía por la izquierda durante sus primeros meses  de exilio. Incluso manifestó abiertamente su apoyo al candidato socialista Bernie Sanders a la presidencia de Estados Unidos  , cuya plataforma radical marxista puso en vilo a la sociedad estadounidense. 

El líder de Somos Más , quien de la noche a la Mañana no solo se ha vuelto un aliado del presidente Trump, sino que vende su imagen como el futuro presidente de Cuba una vez que ocurra la transición, está teniendo una actividad mediática reforzada por la prensa convencional de Miami así como por los influencers que masivamente lo elogian sin el más mínimo cuestionamiento.

El cinismo es , al parecer,  la nueva personalidad de los nuevos activistas políticos en el exilio porque a pesar de las filtraciones de sus ganancias , Ávila insiste que no gana dinero haciendo política. En cambio, existen documentos perfectamente verificables que lo involucran como integrante de una ONG  (Civic SPHERE) en la cual Somos Más actúa como nombre ficticio y recibe al menos 50 mil dólares anuales, casi el doble del salario promedio para  inmigrantes de Miami según datos oficiales.

En una entrevista de streaming a la que fue invitado, Eliécer Ávila tratando de explicar su vínculo con esa ONG  habló de más y contó que su organización cuenta oficialmente con  unos 4 mil integrantes que aportan cuotas de entre 3 y 10 dólares mensuales. Inmediatamente al revelar ese dato, saltaron las alarmas porque un simple calculo indicaría que la organización Somos Más tendría un income anual cercano a 300 mil dólares para operar y no los 50 mil que oficialmente se reportan al IRS y pormlos cuáles estarían excluido de pagar impuestos .

Los documentos y análisis  descubiertos por una cubana llamada Keyla Torralba  , fueron publicados por Zoe Valdés quien ha Sido duramente criticada por ventilar estos rejuegos económicos de un líder que afirmaba que no tenía ganancias monetarias con el tema Cuba pero que los hechos demuestran netamente que gana  muchísimo más que cualquier pequeño negocio familiar tanto en servicios como producción en cualquier sitio del Sur de Florida 

Ante estás dudas generadas en redes sociales ,  Eliécer Ávila ha cometido también  varias indiscresiones mientras intentaba demostrar la transparencia de su trabajo pero que en realidad pudo observarse movimientos de dineros de su organización opositora hacia su cuenta personal lo cual no ha podido ser explicado por el dirigente de Somos Más.

Los hechos demuestran que la organización de Ávila utiliza el mismo modus operandi de otras que han sido duramente criticadas por recibir dinero y salario a costa de una supuesta lucha anticastrista cuando al analizar las rutas de esa financiación parten o terminan en círculos Procastro como Civic SPHERE 

La práctica de lucrar haciendo política disidente no es exclusiva de Somos Más, que quede claro. En ese tren se han subido desde influencers como Otaola, Ultrak, Chucho del Chucho  y otros hasta activistas de más vuelo como  Rosa María Payá con su organización Cuba Decide , involucrada también en un escándalo con el envío de  un supuesto barco  de ayuda humanitaria para el pueblo cubano que aún no se ha explicado . 

La vida fácil a partir de estás prácticas politiqueras  es la mejor manera de apuntalar a la Dictadura cubana . Es como estirar un chicle eternamente para no hacer ni el menor de los daños al Castrismo .

Es lícito , dirán muchos. Si . Pero es INMORAL Y MISERABLE cuando se trata del dolor cubano  porque el peor efecto no es el cinismo con el que actúan los antes mencionados sino la manera en que se descalifica al exilio vertical e histórico que NO comparten acercamientos ni regodeos con la idea de una transición política del castrismo a un gobierno más light pero de igual incultura cívico-democrática.

Mientras el tiempo pasa, Eliecer Ávila sigue haciendo politica por Miami y sus alrededores. Sigue cobrando la membresía de su grupo y sigue cosechando atención mediática mientras conduce su nada barato Mercedes Benz. Todo... menos explicar con decencia y honestidad todas las denuncias y evidencias en su contra.

0 comentarios:

Publicar un comentario

ARTICULOS DESTACADOS POR EL LECTOR

Archivo del blog